https://www.facebook.com/pages/Grupo-de-autoayuda/1577796695791144 La familia y la Ansiedad --> Y añadir algo de CSS:

lunes, 17 de agosto de 2015

La familia y la Ansiedad



Los seres humanos nos constituimos como tales gracias a que nacemos en un grupo familiar.
Allí crecemos y adquirimos nuestros primeros aprendizajes, rasgos particulares y hábitos específicos de vida.

Los padres estimulan y determinan éste crecimiento con sus palabras y acciones. Uno de los aspectos importantes de la vida en familia, está relacionado al cuidado, acompañamiento y la comprensión ante la enfermedad de alguno de sus miembros. Todos necesitamos sentirnos cuidados en los momentos en que tenemos algún tipo de dolencia.

Cualquier padecimiento, aún el más simple como una gripe o complejo como una depresión, genera un impacto en el desenvolvimiento cotidiano de la familia. La rutina de todos en la casa puede alterarse (Por ejemplo, si la madre se enferma tendrá que cocinar el papá, un hijo u otra persona). Si se trata de una enfermedad corta, es probable que la familia retome su ritmo sin mayor dificultad. Una enfermedad crónica o un trastorno que produce una incapacidad puede, en cambio, afectar permanentemente el modo en que la familia se relaciona entre sí o con quienes los rodean.

Los Trastornos de Ansiedad y otras enfermedades mentales pueden provocar tanta o más alteración en la vida que las dolencias físicas. Muchas actividades familiares pueden volverse difíciles o hasta imposibles, sobre todo si el trastorno limita la capacidad de desenvolvimiento de la persona afectada en sus actividades cotidianas. Por esto la importancia de contar con una adecuada información.

Es de esperar que entre los seres queridos crezca un espíritu solidario ante las dificultades naturales que generan las enfermedades. Los miembros de la familia deberán adoptar conductas acordes a las características de la enfermedad, para lo cual requerirán un conocimiento acerca de ella para que la recuperación sea rápida y exitosa.

¿Tienes apoyo de tu familia o amistades? ¿Crees que es importante recibir esa ayuda?

II Tema

Cómo podemos ayudarlo

“Hablar con el terapeuta que está tratando a nuestro familiar es un gran alivio tanto para ellos como para el que lo padece.

Escucha solidaria del problema

Un punto indiscutible es que el que padece trastornos de ansiedad está sufriendo, de la misma manera que toda la familia. Escuchar es el primer punto para saber lo que está pasando realmente.

Tratar de comprender en qué consiste

Algunas veces lo que escuchamos lo podemos comparar con experiencias propias. Otras veces no. Pero siempre es importante tratar de comprender por lo que está pasando la persona que sufre, sin desacreditar ni desconfiar. Muchas veces, pensamos que enojándonos podemos hacer reaccionar a nuestro ser querido. El se esfuerza constantemente para salir adelante, pero no depende exclusivamente de la voluntad que ponga. Tratar de comprender es poder aceptar que la persona que está sufriendo no simula lo que le sucede para llamar la atención.

Buscar información

La información resulta fundamental para poder entender los mecanismos de los trastornos de ansiedad. Conseguir información alivia una buena parte del malestar al conocer que hay acciones efectivas que ayudan a nuestro familiar en problemas.

Alentar la búsqueda de un plan de recuperación

La recuperación es posible. Es fundamental que lo motiven y ayuden en la decisión de buscar un tratamiento adecuado.

Informarse de la modalidad del tratamiento

Si la persona que sufre comienza su tratamiento, la información acerca del mismo permite entender las acciones que deberá llevar a cabo, el tiempo necesario para su recuperación. De la misma manera que para una enfermedad física hay indicaciones precisas de las que depende la recuperación, en los trastornos de ansiedad, hay pasos a seguir, tareas específicas a realizar de cada trastorno, que necesariamente tienen una secuencia y un orden que no se pueden alterar, para beneficio de todos.
Cooperar como aliado

Ud. tiene mucho por hacer. Si quiere colaborar puede comunicarse con el terapeuta para que le indique cuáles son las mejores pasos a seguir. Se convertirá en aliado y beneficiará notablemente la marcha y éxito del tratamiento. Ser aliado implica actuar conjuntamente con el que sufre en las tareas que sean necesarias.

Alentar los logros

En el camino hacia la recuperación, los logros, por pequeños que parezcan son importantísimos para la persona que está en tratamiento. Por eso, Ud. es la persona indicada para animar y apoyar a su ser querido. Alentándolo, lo impulsará a nuevos logros.

Consultar en caso de dudas

Es beneficioso, tanto para la persona que sufre de trastornos de ansiedad como para su familia, que se comuniquen abiertamente con el profesional o la institución al que otorgaron su confianza para ayudar al ser querido. Conocer y aprender qué cosas sirven, qué actitudes son mejores para cada etapa del tratamiento, ayudan a avanzar en la dirección correcta y alivian la desorientación que, muchas veces, siente la familia.

Actuar con prudencia

Muchas veces, los familiares tienen actitudes que, directa o indirectamente perpetúan el problema, por no saber como es el proceso y la evolución del tratamiento. Por esto, es importante comprometerse y colaborar sin interferir ni adelantarse a las tareas que debe realizar su ser querido.

En Marcha

Es muy importante que Ud. sepa que durante el proceso de recuperación de su ser querido, pueden producirse tensiones o conflictos en las relaciones familiares. La manera que hallaron de adaptarse al trastorno se verá inevitablemente alterada, para dar paso a otra que paulatinamente beneficiará la armonía familiar. No se asuste si su hija desea viajar sola en colectivo y rechaza su ofrecimiento de acompañarla en su automóvil. O si su madre decide mezclar en el lavarropas las zapatillas con el mantel y las servilletas. O si su esposo le realizó un reclamo a su “exigente” jefe.

 En realidad, todo esto puede representar signos de avance. Es posible que su ser querido comience a sentirse más independiente, a tener necesidades y deseos diferentes y a valorar cada logro, que aunque parezca insignificante, es de vital importancia en el proceso hacia la recuperación. Uds., 

como familia, funcionan como pilar de apoyo para su ser querido. Por eso, es importante que intenten comprender que él necesita sentirse seguro ante cada nueva meta, para poder tomar la decisión a voluntad, no solamente para cumplir con la indicación del terapeuta o por los deseos de la familia. En última instancia, éste esfuerzo conjunto lleva a una calidad de vida más satisfactoria para todos.

Un tropezón no es caída, la recuperación es posible

¿Pensó alguna vez cómo sería vivir sin ansiedad ?…

Para la persona que sufre éste tipo de trastorno sería su más grande deseo. Pero, afortunadamente es inevitable. La ansiedad funciona como una señal de alarma ante algún tipo de amenaza y sin ella no podríamos reaccionar ante peligros que amenazan nuestra integridad. En el refrán ” El que se quema con leche, ve una vaca y llora “, hay una verdad a medias. Durante el tratamiento de los trastornos de ansiedad se aprenden y utilizan herramientas para ser utilizadas luego de la finalización del mismo. Este tipo de tratamiento, otorga a las personas la confianza y recursos necesarios que sirven para mantener a través del tiempo los logros obtenidos, aun cuando situaciones nuevas o difíciles amenacen con quebrar la estabilidad lograda. Es importante saber que en éstos momentos difíciles la familia, también se encuentra mejor preparada para afrontarlos, ya que en la medida que participó del tratamiento acompañando a su ser querido, se ha fortalecido y aprendido nuevos recursos para ayudarse mutuamente.

Donde encontrar ayuda

Es importante que si en su grupo familiar nota algunas de las conductas descriptas, sería beneficioso consultar cuanto antes para poder realizar un correcto diagnóstico y prevenir las consecuencias desfavorables en la calidad de vida de la persona que está sufriendo. O si Ud. se ha decidido a superar su problema ir a sicólogos o grupos de autoayuda.

¿Crees que hay otros tipos de ayuda, como los grupos? ¿Crees que se puede salir solo cuando no hay apoyo de personas?

  ¿En que más te gustaría que el entorno te ayude?

Agradeceríamos que nos  dejaras tu respuesta